sábado, 19 de diciembre de 2009

ENTREVISTA A MANU

Reproducimos la entrevista que Patrizia Monzani ha realizado a Manu recientemente.

La foto es del 4 de septiembre 2009

P. ¿Qué conclusiones sacas tú, Manu, a raíz de lo que te ha pasado, cómo interpretas lo sucedido?

Antes de nada me gustaría subrayar que lo que me ha pasado a mí le podría haber pasado a cualquier persona, tanto si esa persona es seropositiva como si es seronegativa.

Cuando volví a Malta empecé a trabajar para Radio Kottoner, que dirigía el padre dominico Mark Montebello, una figura muy polémica aquí por sus ideas.

Trabajé en la radio 9 meses, muchas horas diarias. Estaba encargado del programa de música clásica, un trabajo que además de gustarme mucho me quedaba cerca de casa.

En el edificio había una especie de jaula de un metro por un metro llena de excremento de palomas, creo que nunca la limpiaron en muchos años, algo asqueroso, no sé,…le dije al padre Montebello que la quitaran, allí quedó y tenía que pasar a su lado cada dos por tres, incluso para ir al baño.

Y empecé a encontrarme mal y a enfermar, tuve que dejar el trabajo. No me acuerdo de casi nada a partir de octubre de 2008, estuve tres semanas en casa, el médico venía a visitarme porque yo no quería ir al hospital,…pero cuando dejé de comer mi familia me llevó a la fuerza y me internaron directamente en la UCI.

Me hicieron un escáner cerebral y me diagnosticaron encefalitis aguda por toxoplasmosis, estuve cinco semanas en coma. Me administraron Septrim, pero al ser alérgico me provocó llagas por todo el cuerpo, me cambiaron a otro antibiótico, Zitromax y Pirimetamina y no sé qué más, que son drogas muy potentes. Yo quería largarme de allí, me quitaba el gotero del brazo y luego me encontraban por el hospital, me peleaba con todo el mundo, estaba loco…muy agresivo.

P. ¿Cuándo saliste del hospital y qué pasó después?

Salí del hospital en marzo, o sea, cinco meses después, con una hemiplejia grave.

En abril entró mi padre en el hospital para someterse a una sencilla operación, le iban a quitar el dedo pequeño del pie, pero cogió la SARM, una infección de la herida quirúrgica y murió.

Después de eso ya te puedes imaginar en qué estado estaba yo, y mi familia desde luego. Me presionaron mucho, sobre todo mi hermana, para que tomara los antiretrovirales que me habían recetado en el hospital, hasta que los tomé, pero me encontraba fatal, prácticamente no podía hablar.

Así que en agosto volví a tirar los medicamentos a la basura, aunque no de golpe, en noviembre los dejé completamente, en contra de la opinión de los médicos, por supuesto. Ahora sólo me tomo un calmante para los movimientos involuntarios, habiendo bajado de 5 por día, a 2.

Me noto muchísimo mejor, sobre todo desde que dejé los medicamentos y ya no noto aquella agresividad que tenía.

Claro que estoy cabreado, cabreado con el padre Montebello, con el estado que no me da un duro: me veo obligado a vivir a cuenta de la pensión de mi madre, en su casa, sin independencia ninguna…

P. Desde luego, viendo las imágenes, subiendo con dificultad las escaleras, con el brazo paralizado y viéndote ahora,…no pareces la misma persona. La verdad, grabarte en aquella situación no es que digamos muy…no sé ¿De quién fue la idea, si se puede saber?

La idea se me ocurrió a mí precisamente, estaba tan cabreado que decidí hacer algo para denunciar mi caso a la opinión pública, para presionar a mi gobierno, para que no me dejaran por ahí tirado, …no sé, algún tipo de pensión, o indemnización, o lo que sea. Vale, es cierto que siempre viví y trabajé en el extranjero, pero tengo mi tiempo trabajado, los estados deben arreglar estas cosas con convenios entre los países y no condenarme a vivir a cuenta de mi madre y sin un céntimo.

De hecho, el video y mi lucha produjeron sus resultados, a pesar de que el gobierno inglés - donde he pagado todos mis impuestos - siga negándome la pensión por discapacidad, ha trascendido hace unos días que el gobierno maltés se va a encargar de darme una pensión. Bueno, antes tendré que pasar una revisión por un equipo de médicos del estado, pero supongo que se darán cuenta de mi discapacidad. Por eso quiero dar las gracias al señor Stefan Buontempo, miembro parlamentario que me ha aconsejado y ha respaldado mi caso ante al gobierno y a la querida Rose Attard de los servicios sociales.

Al final, también la curia de Malta me va a indemnizar algo y de eso puedo dar las gracias sobre todo a Mons. Paul Cremona y al vicario general Mons. Anton Gouder, que lo gestionaron todo. Hay que decir que el mismo médico de la radio escribió en su informe que el origen de mi toxoplasmosis fueron los excrementos de palomas, a los cuales fuí expuesto durante meses en mi lugar de trabajo: cuando los excrementos de aves se secan, se liberan en el aire y se inhalan fácilmente.

El video ademas se grabó justo después de salir del hospital, acababa de morir mi padre. Ahora me encuentro mejor, ando y hablo mejor, pero me noto aún con muchas limitaciones, con movimientos involuntarios de la pierna y del brazo derecho, por lo que me cuesta escribir. Estoy mejor, pero los médicos dicen que no voy a recuperar totalmente mi función física.

P. ¿Sigues pensando lo mismo que en tu entrevista en el vídeo con respecto a los antivirales?

Sí, reivindico todo lo que dije en esa envtrevista publicada en el blog replantearsida, los antirretrovirales son tóxicos y tirar esas pastillas fue la única buena decisión que tomé deliberadamente.

Nunca negué que mi sistema inmunológico pudiera ser más debil que el de otros, debido a todos los antibióticos, esteroides, drogas recreacionales y luego antivirales (8 años), y antidepresivos que tomé, …pero es un hecho que una toxoplasmosis la puede coger cualquiera.

Cuando entré en el hospital tenía 9 CD4, la última vez que me hicieron un recuento, antes de dejar la “religión del SIDA”, había llegado a 500, pero yo ya había dejado de medicarme varias veces antes de conocer las teorías disidentes, una vez habían bajado a 70 o menos, y aun así no tuve toxoplasmosis.

Eso significa que no cogí la toxoplasmosis porque tenía 9 CD4, sino más bien al revés, tenía 9 CD4 porque estaba enfermo.

P. ¿Qué piensas hacer ahora?

En enero espero poder ir a Alemania y empezar un protocolo nuevo con el Dr Klaus Koehnlein, el mismo que sale en la película “The house of numbers”. En esta situación es muy importante encontrar un buen médico que pueda medir tu estado oxidación y con quien hablar de tu verdadero estado de salud y no sólo de VIH y CD4 y esas tonterías que para mí no significan nada, como os había dicho en mi entrevista.

Espero también poder grabar pronto otra entrevista con vosotros, para demostrar a todo el mundo cómo estoy ahora.

4 comentarios:

lila dijo...

vamos todavía Manu!

Anónimo dijo...

¿qué es lo que ha pasado desde que grabó el vídeo de la entrevista? no lo entiendo

REPLANTEAR EL SIDA dijo...

Un video que grabaron los del "Times of Malta" justo despues de que Emanuel saliera del hospital. Como se lee en la entrevista fué idea suya, para presionar al gobierno y obtener algún tipo de pensión.

Anónimo dijo...

Que pena !! Con tu comportamiento estas equivocando e influenciando a muchos enfermos.Siento lo que te ha pasado pero con la salud y la ciencia no se juega, puedes quemarte y arder..y tu te has quemado.